Marketing online juan merodio parte 2

Marketing online juan merodio parte 2

0 972
juan-merodio-marketing-online-segunda-parte
juan-merodio-marketing-online-segunda-parte

R: Ósea, ¿Las prisas son malas en marketing?

JM: Sí, totalmente. No es un sprint, es una carrera de fondo. Entonces hay que diferenciar todo eso. Son muchos kilómetros; son 300 metros para hacer en 6 segundos.

R: Y, ¿Cómo se le convence a una empresa, una marca, cuando llaman para hacer un plan de marketing y venderlo en redes sociales?

JM: Como viven de eso, sobre todo hay que tener paciencia, hay que tener tiempo y que los resultados no son una cosa inmediata.

R: ¿Cómo se hace un plan de marketing? ¿Cómo como se le vende a una empresa que además todavía sigue siendo un poco reacia con esto de las redes sociales?

JM: Bueno, intentamos poner ejemplos de otras empresas para que vean realmente como los beneficios que le puedan aportar, pero no desde un punto vista sólo cuantitativo sino cualitativo. Que la calidad en los contenidos te ayudan a crear comentarios positivos, y esos comentarios positivos te ayudan a vender más, a que los clientes estén contentos. Entonces lo cualitativo te lleva a lo cuantitativo, y esto es muy importante que lo tengan en cuenta porque cada vez más todo ese “boca a boca” se traslada al “boca oreja” que hay en la redes sociales, que hay en internet. Influye cada vez en más productos. Cada vez más las personas antes de comprar algo nos vamos a redes sociales, a Google, donde sea, y buscamos opiniones, y esas opiniones te condicionan. Entonces, por eso, tienes que crear un ruido en torno a tu marca. Si no lo creas, lo creará  tu competencia. Y el problema de todo esto es que, si no te adaptas, ya te lo digo: las empresas van a ir desapareciendo. Y esto no es cuestión de empresas grandes o pequeñas. Para mí, el mejor gran ejemplo es “Blockbuster”, una empresa que tenía una cuota de mercado brutal a nivel mundial en todo este tema y desapareció súper rápido, porque entraron competidores nuevos como puede ser Netflix que pensó realmente lo que los usuarios querían, y lo hizo desaparecer. Entonces muchas empresas grandes, instituciones que se sienten hiperprotegidas. Realmente creo que van a temblar más de lo que creen porque muchas empresas quizás, por lo que está diciendo, piensan que los clientes  se van a adaptar a ellos y están equivocados. Son ellos los que se tienen que adaptar a los clientes totalmente. Decir lo primero es un acto de egocentrismo corporativo que creo que es un gran error. Entras en páginas web de ciertas empresas corporativas y están pensadas para ellos, para el ego de su presidente, para el ego de su consejero delegado y para el ego de todos sus propios directivos. Es con puro enriquecimiento de ego. Luego entras en otras como “gallina blanca”, entras en su web, y no piensas en su presidente, su consejero o su director. Piensas en el cliente, en el usuario, y realmente entonces esa es la diferencia. Yo creo que ese ego corporativo deberían dejarlo al lado, porque ahora se habla mucho de lo de “humanizar las redes” y lo de humanizar una marca.

R: ¿Tú crees que las grandes marcas se han olvidado de humanizarse?

JM: Se han olvidado de humanizarse. Ya no hablo desde el cliente, sino desde el primer paso desde los empleados, es decir, al final es importante humanizar que la propia gente que trabaja dentro de las empresas estén contentos y es amor de filosofías de recursos humanos. Cuando preguntas cuánta gente está contenta a su puesto de trabajo, la mayoría dice “no”, por distintas razones, y cuando hablamos de esto, el factor sueldo no es el principal hecho; el factor sueldo es el tercero en orden. El primero, su salario emocional, que tú te levantes y vayas feliz a tu trabajo porque tu compañero no intente pisarte, porque tu jefe no te intente tapar, porque te estén haciendo la vida imposible. Entonces eso al final se proyecta hacia fuera de una empresa. Entonces creo que las empresas deben tratar a las personas desde dentro y buscando que la gente esté a gusto. Trabajando así es como mejor se consiguen las cosas totalmente. Así la gente siempre será más productiva. Creo que eso es un problema muy serio,  es un tema de mechandising interno y es que las empresas se tienen que dar cuenta y hay modelos que demuestran que esto es así

No comentarios

Leave a Reply